¡Acción ahora!

¿Qué estás esperando?

Dinero o excusas. Una vida mejor con tu familia o excusas. Grandeza o excusas. Lamentablemente, ambas no se pueden tener.

equipo

¿A qué esperas para lanzarte y emprender por tu cuenta? ¿Estás esperando a que el momento sea el adecuado? ¿Estás esperando a que la economía se ponga en marcha nuevamente? ¿Estás esperando a ponerte al día con las facturas? ¿Estás esperando a aprender algo nuevo? ¿Estás esperando que tus hijos vayan a la universidad? ¿A qué estás esperando? Ya no se puede esperar. Comprende que podemos lograrlo y ahora es el momento. Cuando escuchamos historias de mujeres que levantan autos para salvar a sus hijos u otras historias salvajes de fuerza sobrehumana.  ¿Piensas que serías capaz de hacer lo mismo si te encontraras en esa situación? Si tienes que subir a un edificio envuelto en llamas para sacar a tu hijo, por ejemplo, ¿lo harías?

Apuesto a que estás pensando que podrías… pero ¿por qué ejecutar esa  fuerza mental sólo en casos extremos? ¿Por qué no reconocer nuestro potencial aquí, ahora y perfeccionar nuestra fortaleza mental desde ya mismo?

decisionNo esperemos ni un minuto para crecernos como ser humano. Sí ya sabes cuál es tu pasión y tú “por qué”, sólo hay que avanzar  hacia él. Pero algunos se sienten mucho más cómodos ignorando su potencial y dejando salir el miedo. Cada elección que hacemos en la vida se basa en amor o miedo por algo. Muchos eligen no elegir. Muchos optan por no crear su vida, sino dejar que la vida suceda por sí misma. Esa indecisión, es también una opción, una elección hecha por el miedo. El miedo al rechazo, miedo al fracaso, ¿qué hay con el miedo al éxito? ¿Si tuvieras éxito podrías perder a esos amigos y a los compañeros de trabajo con los que ha compartido esa comodidad? Puede ser. ¿Eso te da miedo?

El miedo final debe ser el temor de llegar a la vejez y mirar hacia atrás y darse cuenta de lo bien que podría haber ido si hubieras tomado acción. Si vas por una vida basada exclusivamente en la lógica, nunca habrá un momento perfecto para que actúes. Los que tenemos hijos… ¿Hubo algún momento perfecto para tener un hijo? La respuesta seguro que me darás será NO. Pero, ¿no creamos el ambiente adecuado  una vez que el niño llegó? La respuesta seguro que será SÍ.

Puedes crear en lugar de esperar el momento perfecto. Ese momento es ahora.

¡Créelo, sí se puede!

Importante, hazme saber qué te ha parecido, ¿ok? Tu opinión es muy importante. ¿Nuestro blog te ha ayudado? Si es así, le agradecería mucho me dejaras tú comentario en la parte inferior y compártelo con tus amigos en Facebook o en otras redes sociales. Abajo encontrarás los íconos para ello.

Ramón Casate

Acerca de: En el año 2009 Georgina y Ramón Casate iniciaron la carrera de Marketing de Redes. Comenzaron sin experiencia previa, sin apenas conocer personas y con una situación económica desfavorable. Hoy continúan haciendo crecer el negocio y ayudando a muchas otras personas a lograr grandes resultados. Puedes entrar en contacto con ellos en rcasate@ramoncasate.com.

PD: Si quieres recibir otros artículos como éste, solo debes entrar tu nombre y correo electrónico en la parte superior derecha de nuestro sitio web.

Imágenes cortesía de FreeDigitalPhotos.net

También te podría gustar...

2 Respuestas

  1. Ibi dice:

    Muy,muy verdarero,me gusta mucho,todo esto si que muchos lo sabemos,pero tambien es cierto que muchas veces se nos olvida aplicarlo,y siempre nos viene bien despertarnos otra vez,y otra vez,hasta que ya no se nos olvida,hasta que se convierte en un hábito díario….y cuando ya no hay escusas para nada porque se trata de conseguir nuestros sueños.Muchas gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *